¿Por qué terapia breve?

Porque tanto la duración como el número de sesiones y su frecuencia, no están predeterminadas por el terapeuta, sino que son las que el paciente/cliente necesita, éste es el verdadero experto en su vida y por lo tanto sabe y siente cuando está restablecido.

Porque la Terapia Breve no se alarga innecesariamente. Esto es posible gracias a la focalización de la terapia en el aquí y el ahora. El terapeuta se interesa especialmente por el funcionamiento del problema que el paciente / cliente trae a consulta y las posibles soluciones. Las causas más o menos lejanas que hayan podido provocar el problema, aportan datos al análisis, pero terapeuta y cliente se orientan al futuro cuanto antes.

Porque el terapeuta de Terapia Breve cree en la capacidad del paciente/cliente de decidir sus objetivos y elegir las soluciones adecuadas a su problema. Si es necesario el terapeuta introduce un pequeño cambio de percepción o conducta en la dirección adecuada basándose en los objetivos acordados. El paciente/cliente es capaz de extenderlo a las demás áreas de su vida y vivir más adecuadamente.

Porque se estima que la media de permanencia del paciente/cliente en psicoterapia hasta su restablecimiento es de 4 a 6 sesiones en un intervalo de 3 a 6 meses.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>